Noticias

Prevención

Unos 430.000 niños de todo el país recibirán recetario de meriendas saludables e imán con nuevo rotulado de alimentos

Publicado: 12.09.2019 16:46h.

Para familiarizarse con lo que será el nuevo rotulado de alimentos, obligatorio en 2020, se entregará a todos los niños de escuelas públicas y privadas del país, un imán con el octógono que advierte presencia de exceso de grasas y azúcares en productos, acompañado de un recetario de meriendas saludables. Se estima que la información llegue al hogar a través de los niños para impactar de forma similar a la política antitabaco.
Jorge Basso en la escuela nº. 94 de Montevideo
Pie de foto: Jorge Basso en la escuela nº. 94 de Montevideo

En Uruguay, uno de cada 10 niños en la primera infancia presenta sobrepeso u obesidad, cifra se eleva a uno de cada tres en la la adolescencia. En este marco, el Ministerio de Salud Pública (MSP) viene realizando una Campaña de Alimentación Saludable, acompañado del Consejo de Educación Inicial y Primaria (CEIP), la Organización Panamericana de la Salud (OPS) y el Fondo de las Naciones Unidas para la infancia (UNICEF).

Este jueves 12 se lanzó la segunda etapa, que consiste en la distribuición de un librillo con propuestas para la elaboración de meriendas que cumplan con las necesidades nutricionales, en el marco de la Ley No. 19.140, a todos los alumnos de escuelas públicas y privadas del país, unos 430.000.

El recetario estará acompañado por un imán con la imagen del rotulado frontal que, a partir del próximo año, aparecerá en los alimentos envasados. El objetivo es la familiarización de la población con los octógonos que advertirán sobre exceso de grasas, grasas saturadas, azúcar y sal, como forma de orientar las opciones de compra de alimentos y contribuir a mejorar la salud de toda la población.

La actividad, que se realizó en las instalaciones de la escuela no. 94 “José Roger Ballet” en el centro de Montevideo, fue presidida por el ministro Jorge Basso, junto a la directora general de Primaria, Irupé Buzzetti y el representante de la OPS en Uruguay, Giovanni Escalante. Basso aseguró que el gobierno está preocupado por la calidad de la alimentación de los uruguayos, teniendo en cuenta la abundancia de consumo de golosinas y bebidas azucaradas que se registra. En este contexto entiende fundamental dar pasos en el tema en forma articulada.

“En un país que produce muchas frutas y verduras, el 90 % no consume las cinco porciones diarias que recomienda la Organización Mundial de la Salud”, explicó. Basso insistió en que la alimentación saludable no es aburrida y que una fruta es un postre o una merienda. “Tenemos que lograr que las personas identifiquen los productos que tienen excesos de azúcares, grasas y sal, y eviten su consumo. No hay alimentos prohibidos, pero el exceso en la ingesta diaria inexorablemente lleva a la enfermedad”, recalcó.

Buzzetti recordó que Primaria tiene el mayor comedor del país con nutricionistas trabajando en la mejor alimentación de los niños, en alusión a su propuesta de comedor que funciona en muchos de los centros del país, sobre todo en los de tiempo completo y extendido, así como en escuelas rurales. Explicó que en los centros de educación pública ya no hay cantinas y que en los casos en que se venden alimentos siempre son saludables.

La jerarca entiende oportuno llevar a los hogares las recomendaciones a través de los escolares, teniendo en cuenta que en su momento se abordó el tema del tabaquismo y dio sus frutos positivos, ya que eran los niños quienes hablaban con su familia sobre los daños que ocasionaba fumar, además de desarrollar nuevas generaciones libres del consumo de tabaco.

 

Salud, Cultura, educación, ciencia y deporte

Accesos rápidos