Noticias

Emprendimiento social-penitenciario

Polo Industrial del centro de reclusión de Santiago Vázquez apoya a asociación de víctimas del delito

Publicado: 19.01.2017

La Asociación de Víctimas de la Delincuencia recibió 10 % de la recaudación producida por el minimercado del Polo Industrial de Santiago Vázquez (ex Comcar). Su director, Jaime Saavedra, indicó que el emprendimiento funciona exitosamente y simplificó la seguridad de esa unidad, mientras que la presidenta de la asociación, Graciela Barrera, dijo que los recursos respaldarán la atención psicológica y jurídica a las familias.
Pablo González, Jaime Saavedra y Graciela Barrera de Novo
Pie de foto: Pablo González, Jaime Saavedra y Graciela Barrera de Novo

El emprendimiento comenzó a funcionar en noviembre de 2016, es la segunda vez que entrega fondos a la Asociación de Familiares y Víctimas de la Delincuencia (Asfavide), un monto que varía entre 10.000 a 12.000 pesos por mes.

Saavedra adelantó que el proyecto será extendido a toda la Unidad N.º 4 “luego de probado el buen funcionamiento”, porque simplifica la operativa de contralor de ingreso de visitas.

“Los que compran son los propios internos. No es lo mismo para los funcionarios policiales controlar paquetito por paquetito o torta por torta que se adquieran en el propio minimercado”, ejemplificó. En ese sentido, aclaró que las propias familias optan por no ingresar con paquetes, no llevan dinero, pues pagan mediante tarjeta de débito; además colaboran con Asfavide, aporte que el funcionario consideró muy simbólico, porque lo realizan las personas privadas de libertad.

“Hoy la entrada de comestibles al Polo Industrial es un lujo con respecto a lo que teníamos antes de esta experiencia”, aseguró Saavedra.

Especificó que los internos que trabajan en el minimercado cobran el laudo por parte de las cuatro empresas privadas instaladas, tal como si trabajaran en el sector privado fuera de la Unidad.

“Es algo que distingue el sistema penitenciario de Uruguay. Las empresas no tienen ningún beneficio, lo hacen por compromiso y por sensibilidad social. Ojalá sigamos por este camino”, afirmó Saavedra.

El entrevistado explicó que en el minimercado trabajan siete internos de los 550 que integran el Polo Industrial, seleccionados por una junta y, posteriormente, contratados por la empresas que gestiona esta actividad comercial.

Saavedra explicó que las empresas que trabajan en el Polo Industrial desempeñan tareas de aserradero, columnas de hormigón, accesorios para la construcción y empacado de yerba.

“Trabajamos para el día después y tratamos de que no sucedan más hechos como los que nos ocurrió a nosotros, que perdimos a nuestros hijos”, expresó por su parte la presidenta de Asociación de Familiares Víctimas de la Delincuencia, Graciela Barrera de Novo.

Barrera recordó que el beneficio económico forma parte del acuerdo con el Instituto Nacional de Rehabilitación y las empresas privadas que trabajan en el Polo Industrial. “Más allá del gesto, importa todo porque nosotros sin recursos no podemos ayudar psicológicamente a las familias ni brindar orientación jurídica. Tratamos de mostrar a las personas privadas de libertad de que hay otros caminos y este es el mejor hecho”, aseguró.

En tanto, Pablo González, titular de ISG, empresa que gestiona el minimercado, explicó que el emprendimiento vende todos los productos que se encuentran en cualquier local privado con excepción de alcohol.

La sede de Asfavide, cedida en comodato por el Ministerio del Interior y el Ministerio de Trabajo y Seguridad Social a esta institución, es refaccionada por los propios internos del Polo Industrial.

Seguridad y defensa , Políticas sociales

Accesos rápidos