Noticias

Población vulnerable

INJU acompaña a unos 100 jóvenes egresados del Inisa en proceso de reinserción social

Publicado: 24.05.2019 17:40h.

“Este instituto reconoce a los jóvenes en conflicto con la ley como una población con la cual trabajar, algo que no pasaba en décadas anteriores”, dijo el director del INJU, Federico Barreto. En ese sentido, durante una jornada de debate sobre la reforma del proceso penal adolescente sostuvo que el INJU acompaña, a partir de un plan individual, a unos 100 jóvenes egresados del Inisa.
Jornada sobre proceso penal adolescente
Pie de foto: Jornada sobre proceso penal adolescente

Barreto destacó que en el Programa Acompañamiento del Egreso en Comunidad trabaja en conjunto eI Instituto Nacional de Inclusión Social Adolescente (Inisa), el Instituto del Niño y el Adolescente del Uruguay (INAU) y el Instituto Nacional de la Juventud (INJU) con planes individuales y acuerdos generados con cada joven. Según explicó, se intenta facilitarles oportunidades laborales o  revincularlos con el estudio en la medida en que lo deseen y, en simultáneo, informarlos sobre derechos como tramitar la cédula de identidad o la credencial o concurrir a instituciones de salud. 

También ponderó la decisión de apoyar a jóvenes que fueron privados de libertad del Inisa una vez que vuelvan a sus comunidades en los casos en que no residen en Montevideo. Señaló que esto para el INJU es un importante esfuerzo logístico, pero consideró sustancial responder más allá del área metropolitana. 

Al respecto, precisó que el INJU trabajó en el programa Acompañamiento del Egreso en Comunidad con aproximadamente 100 personas, entre enero y diciembre del año pasado, en un contexto de un total de unos 300 jóvenes que están privados de libertad y otros 300 con medidas no privativas de libertad en el marco del Inisa.

“Este trabajo es una señal de que el Instituto Nacional de la Juventud reconoce a los jóvenes que tienen algún tipo de conflicto con la ley, que han estado privados de libertad o cumpliendo alguna sentencia, como una población con la que hay trabajar. Esto tal vez no era tan común hace algunos décadas”, enfatizó. Agregó que para la institución es un aprendizaje y un crecimiento permanente que diversifica el alcance de las políticas de juventud.  

“Nosotros insistimos en que la privación de libertad tiene que ser la última medida y en que se tiene que trabajar en términos socioeducativos y de enfoque de derechos humanos para bajar los niveles de reincidencia”, dijo Barreto a la Secretaría de Comunicación Institucional.

En el espacio de debate "Ni un paso más atrás, ahora adelante", sobre la reforma del proceso penal adolescente, que se desarrolló en la Casa Inju con un importante marco de público, también participaron la subsecretaria de Desarrollo Social, Ana Olivera, y los referentes de la temática Martín Fernández, Rosana Abella, Gilberto Rodríguez y Diego Camaño.

Derechos humanos, Políticas sociales

Accesos rápidos