Noticias

Inversión sin precedentes

Muñoz destacó lanzamiento de 100 llamados para infraestructura educativa con participación público-privada

Publicado: 22.07.2019

A las 12 escuelas nuevas, 152 ampliaciones y refacciones en 2.249, se sumarán 44 centros de educación inicial y el lanzamiento de unos 100 llamados de participación público-privada. “Nosotros construimos para la educación pública lo mismo que en la primera época de Batlle y Ordoñez”, dijo la ministra de Educación, María Julia Muñoz, tras indicar que hay 400.000 alumnos en primaria, 250.000 en secundaria y 100.000 en UTU.
María Julia Muñoz
Pie de foto: María Julia Muñoz

“Las innovaciones alcanzadas son el cambio del ADN en materia educativa”, comenzó Muñoz su oratoria enmarcada en la actividad de rendición de cuentas que el Gobierno nacional desplegó en el Club Unión Oriental de Fray Bentos. Muñoz destacó el trabajo de la Administración Nacional de Educación Pública (ANEP), cuyo eje central es la consagración de la educación de calidad como un derecho de acceso universal.

Por otra parte, recordó que en 2014 solamente 9.343 niños de 3 años concurrían a algún centro educativo y que hoy esa cifra alcanza a los 14.000. “Se cumplió la meta establecida para el 2018”, subrayó Muñoz, quien resaltó la gestión conjunta entre los organismos educativos y el Ministerio de Desarrollo Social (Mides) para proteger a la primera infancia, así como también las acciones del Sistema Nacional Integrado de Cuidados dirigidas a este grupo de niños de 0 a 3 años.

En 30 años, repasó, la matrícula en la Universidad de la República (UdelaR) varió, de 40.000 a 143.000 estudiantes, en el 54 % de los casos se trata de la primera generación de universitarios en la familia. La UdelaR dispone de nueve sedes regionales y la Universidad Tecnológica (UTEC) imparte 13 carreras.

Los institutos privados congregan al 17 % de los estudiantes de educación primaria y media, Asisten a la educación terciaria privada unos 26.000 estudiantes universitarios. Las instituciones privadas reciben 200 millones de dólares anuales por excepción tributaria del estado. El 80 % de la investigación científica lo realiza la UdelaR, informó la ministra.

“El 2020 será el año que se pueda completar  el 1% del producto bruto interno para la investigación, de la misma manera que el porcentaje dedicado a la educación”, subrayó. La Agencia Nacional de Investigación e Innovación (ANII) financia más de 1.700 proyectos.

Uruguay cuenta con 2.314 escuelas y unos 400.000 alumnos en todo el país, de los cuales el 21 % concurren a centros educativos de tiempo completo. Por su parte, en secundaria se registran 250.000 estudiantes y 100.000 en la UTU. Además,  regresaron al sistema educativo casi 50.000 estudiantes mayores de 15 años. De 123.324 estudiantes que ingresaron a la educación media básica, el 60 % es de contexto vulnerable.

“Nosotros construimos para la educación pública lo mismo que en la primera época de Batlle y Ordoñez”

En materia de infraestructura, mencionó que se construyeron 12 escuelas, se ampliaron 152 y se concretaron mejoras edilicias en 2.249 centros de educación primaria, señaló la ministra. Recordó la creación de 2.527 nuevos grupos con un costo anual de 1,5 millones de pesos por grupo. Por esta razón, solicitó a la ciudadanía que reflexione ante los mensajes en campaña electoral sobre esta materia, pues consideró que circulan promesas políticas sin fundamento.

En cuanto a iniciativas concretas, adelantó que está prevista la creación de 44 centros de educación inicial para cubrir la demanda de las familias que quieren que sus hijos sean parte de la educación pública uruguaya. Entre 2019 y 2020 se lanzarán 96 llamados bajo la modalidad de participación público privada (PPP).

“La extensión del tiempo pedagógico en los liceos dio excelentes resultados”, aseguró la jerarca. Destacó especialmente las 15. 000 becas otorgadas, “porque no todos los jóvenes pueden hacerlo sin apoyo”, sostuvo.

Con la duplicación de la matrícula de UTU, la educación técnica alcanzó a 100.000 alumnos, por lo que fue necesaria la construcción de diez nuevos centros, la ampliación de 68 y 293 obras de mantenimiento. Añadió la creación de 24 centros educativos asociados (lugares con varios centros concentrados en una misma área) ubicados en zonas carenciadas, que permitió la finalización al primer ciclo de educación media del 98 % de los jóvenes que estudian en estos espacios.

También mencionó los programas de salud bucal, visual y auditiva, así como la obligatoriedad de la educación física en todas las escuelas públicas del país desde el año 2005. Hay 260 instituciones de educación no formal que abren posibilidades de capacitación a 70.000 jóvenes de entre 14 y 20 y así continuar su educación formal.

Destacó el aumento salarial para los docentes  y las auxiliares de servicios, que fueron presupuestadas en este período de gobierno. “Si bien no fue suficiente, el aumento fue de acuerdo a las posibilidades del país”, precisó.

Muñoz hizo referencia al Plan Ceibal, cuyo objetivo es democratizar el acceso a las tecnologías de la información. Valoró que esta innovación permitió la participación de más de 90.000 estudiantes en formato presencial o mediante videoconferencias. Además ponderó que, desde cuarto año de educación primaria, todos los niños aprenden inglés y que está previsto que a partir del 2020 los cursos comiencen en primer año, ya sea de manera presencia o remoto.

Cultura, educación, ciencia y deporte

Accesos rápidos