Noticias

Mano de obra calificada

UTEC ofrece carreras en varios departamentos alineadas al desarrollo productivo y transformación tecnológica de Uruguay

Publicado: 20.11.2017

Casi cuatro años después de su puesta en marcha, la Universidad Tecnológica (UTEC) muestra una oferta educativa con foco en las necesidades productivas del país, el desarrollo tecnológico y la descentralización. Tecnologías de la Información, Energías Renovables, Mecatrónica y Logística son carreras que se imparten en zonas estratégicas de Uruguay, a diferencia de la educación terciaria tradicional y exclusiva de Montevideo.
Salón de clases en UTEC
Pie de foto: Salón de clases en UTEC

La UTEC surgió por mandato legal (Ley N° 19.043), producto de la necesidad de ampliar la oferta educativa terciaria fuera de Montevideo. Para diseñar e implementar un centro educativo así, definir qué carreras eran prioritarias y dónde instalarlas, se realizó un estudio para poder conocer las necesidades y demandas potenciales existentes en el territorio nacional, teniendo en cuenta que no existiera oferta universitaria previa.

El comienzo de la UTEC en 2014, con muy poco presupuesto, fue con carreras que se instalaron en locales ajenos, aprovechando infraestructura existente dentro del sistema educativo.

En la localidad coloniense de La Paz se instaló la Licenciatura en Ciencia y Tecnología en Lácteos y, en paralelo, se concretó una asociación con la Universidad del Trabajo (UTU) para  montar en la vecina Nueva Helvecia la carrera en Tecnología en Sistemas de Producción Lechera, que incluye la modalidad de internado. En este sitio se prevé construir un tambo de última generación.

En Paysandú, en articulación con la Universidad de la República (UdelaR), se creó la Licenciatura en Análisis Alimentario, que es la continuidad de la carrera de tecnólogo químico de la UdelaR o de la educación media superior.

Más adelante, ya con presupuesto asignado, se eligieron las ciudades de Fray Bentos, Durazno y Rivera para construir institutos tecnológicos regionales (ITR) del sudoeste, centrosur y norte, respectivamente (los dos últimos en obra), en los que funcionan 11 carreras, con prioridad en los lugares sin oferta disponible y en carreras que dieran respuesta a lo que el país demanda en cuanto a formación, alineado a las políticas nacionales estratégicas y las necesidades productivas del país.

Educación y producción
“Entendemos a la universidad como polo de desarrollo de la región que derrama en la sociedad”, señaló a la Secretaría de Comunicación Institucional la consejera de la UTEC, Graciela do Mato, quien puso como ejemplo de ese enfoque productivo las carreras de Ingeniería en Energías Renovables e Ingeniería en Riego, Drenaje y Manejo de Efluentes, que se instalaron en Durazno por considerarse fundamentales para la planificación productiva en el centro del país.

“Uruguay cambió su matriz energética y necesitamos gente formada en ese perfil”, indicó Do Mato. El tema del riego, efluentes y drenaje es una preocupación del país y del mundo en general, por lo que se entiende vital su existencia.

La carrera de Tecnologías de la Información, que hoy se ofrece en Durazno y Fray Bentos, se extenderá a Rivera.

En el caso de Fray Bentos, también se definió la radicación de la carrera de Mecatrónica porque apunta a la robotización, a la sistematización de proceso, en una zona que incluye a la primera planta de celulosa de UPM entre otras industrias, las que requieren mano de obra formada en esas áreas.

La filial de la UTEC de la capital de Río Negro pondrá en funcionamiento el año próximo la carrera de Ingeniería en Logística. “Hay necesidad de que allí exista esa carrera. Tenemos un río, vías y necesitamos formación en logística”, agregó Do Mato.

En Rivera se imparte Logística, porque se entiende que es un rubro que por vía terrestre es fundamental en esa zona del país. En el centro de esa ciudad fronteriza se incluye Tecnología en Mecatrónica Industrial, que puede interesar también a los vecinos brasileños. Ambas carreras se dictan en instalaciones de UTU hasta contar con un nuevo local.

“Tenemos una frontera seca donde es importante trabajar junto con la brasileña ciudad de Livramento”, contigua a Rivera, explicó.

Lechería y Análisis Alimentario son otras dos licenciaturas que la UTEC considera fundamental para agregar valor a la materia prima.

Do Mato señaló que la UTEC enfoca su oferta en carreras que procuran generar soluciones a las demandas del medio en el que se asienta, en un modelo de aprendizaje basado en proyectos, donde el estudiante se forma en emprendedurismo, lenguas y manejo de negocios. Nuestros egresados tienen que lograr fortalecer competencias que les permitan, en este mundo cambiante, adaptarse rápidamente”, indicó.

Salida laboral
La UTEC realiza un seguimiento de los egresados, pese a que no son muchos aún, que ha dado como primeros datos que han mejorado su condición laboral, en el caso de que sigan trabajando en el mismo lugar, o han accedido a nuevos empleos vinculados a su aprendizaje.

“Nos interesa mucho el mundo del trabajo, pues una universidad tecnológica tiene que estar abierta para formar a profesionales que el país necesita, que tengan futuro laboral y que estén formados para lo de ahora y para el futuro”, apuntó.

“Uruguay tiene desafíos que deben ser afrontados rápidamente y que llevan a que las profesiones cambien rápidamente para ajustarse a las necesidades del trabajo”, advirtió Do Mato. “Apostamos a que todos nuestros egresados tengan su empleo o su negocio, ya que no solo se trata de buscar un empleo, sino de ser capaz de generar un emprendimiento propio”, indicó.

Cultura, educación, ciencia y deporte

Accesos rápidos