Noticias

Diez años del Ceibal

Plan Ceibal trabajará sobre aprendizajes, personalización y pensamiento computacional en 400 centros educativos

Publicado: 12.05.2017

Profundizar la red de aprendizajes, personalizar la educación y acentuar el pensamiento computacional son los principales ejes de trabajo adoptados por el Plan Ceibal para los próximos años, adelantó su presidente, Miguel Brechner. El modelo, que apunta a vincular la resolución de problemas con experiencias reales de los estudiantes, ya se implementa en algunos centros de Secundaria y UTU con resultados positivos.
Presidente del Plan Ceibal, Miguel Brechner
Pie de foto: Presidente del Plan Ceibal, Miguel Brechner

Unos 400 centros educativos aplicarán este modelo de transmisión de conocimientos basado en la promoción del pensamiento crítico, el trabajo en equipo a través de proyectos y la resolución de problemas relacionados con la vida real de los estudiantes. El objetivo es forjar competencias relevantes para la vida en el mundo actual, como la creatividad, el trabajo en colaboración y el conocimiento crítico. 

El concepto surgió del movimiento liderado por el pedagogo canadiense Michael Fullan denominado Nuevas Pedagogías para el Aprendizaje Profundo, que, en Uruguay, adoptó el nombre de Red Global de Aprendizajes.

Uno de los principales ejes trazados por el Plan Ceibal consiste en profundizar el trabajo desarrollado por la red, expresó Brechner, al participar en el Foro de Innovación Educativa realizado en la sede del LATU el jueves 11.

Esta modalidad se propone integrar docentes de diferentes asignaturas para abordar temas de estudio mediante la realización de proyectos, lo que, al entender de los especialistas, fortalece el intercambio de conocimientos entre docentes, así como el sentimiento de comunidad en los centros educativos. Las instancias más relevantes de este tipo tienen lugar actualmente en liceos y UTU de Colonia, Rocha, Maldonado, San Carlos, Sarandí Grande y Colonia Nicolich.

La personalización de la educación será el segundo eje de trabajo del Plan Ceibal. “Tenemos que apuntar a cada niño para que cada uno dé lo más de sí, sea lo más potente, pueda entender problemas, resolverlos, pero que cada uno vaya a su velocidad y eso solo se puede hacer con tecnología. Eso vale para el deporte, el arte y las matemáticas”, añadió Brechner.

Una tercera línea será el pensamiento computacional, definido como el proceso a través del cual la persona logra resolver situaciones propias de la computación y del pensamiento crítico. Brechner dijo que esto ayudará a la manera que tienen los niños de aprender a pensar, “no necesariamente para que sean programadores, sino para que les enseñe a resolver problemas, a desmembrarlos en otros más pequeños y a construir algoritmos para resolver esos u otros problemas”.

 

Cultura, educación, ciencia y deporte

Accesos rápidos