Noticias

Recuperación urbana y social

Agencia Nacional de Vivienda sorteó este lunes 30 inmuebles con cuota mensual subsidiada

Publicado: 20.11.2017

La Agencia Nacional de Vivienda realizó este lunes 20 el sorteo de 30 viviendas usadas y reacondicionadas de uno, dos, tres y cuatro dormitorios, ubicadas en los barrios Malvín Norte, ex Cilindro, Carrasco Norte, Ciudad Vieja, Maroñas y La Unión, de la ciudad de Montevideo, que se agregan a las 1.800 adjudicadas. Las familias sorteadas pagarán por 25 años una cuota subsidiada de 10.000 pesos mensuales en promedio.
Autoridades de Agencia Nacional de Vivienda en sorteo de viviendas
Pie de foto: Autoridades de Agencia Nacional de Vivienda en sorteo de viviendas

La Agencia Nacional de Vivienda entregó, dentro del Programa de Recuperación Urbana y Social, mediante sorteo, unas 1.800 viviendas, tanto en Montevideo como en el interior. Esta cifra se aproximará, a fines de este año, a las 2.000 construcciones sorteadas. En esta ocasión se realizaron dos sorteos, con titular y orden de prelación, entre los 737 inscriptos al llamado de octubre de 2017.

En la categoría “Familias con personas con discapacidad” se inscribieron 29 ciudadanos. En función de la cantidad de dormitorios posibles para cada caso, se inscribieron 33 personas para el sorteo de viviendas de cuatro, 92, para las de uno; 138, para las de tres; y 445, para las de dos, describió, a la Secretaría de Comunicación Institucional, el jefe del Departamento de Comercialización de la Agencia Nacional de Vivienda, Juan Carlos Felmonisi.

Las familias acceden a una cuota subsidiada que oscila en los 10.000 pesos mensuales, monto muy inferior a lo que cuesta un alquiler en el mercado. Son 25 años de pago distribuidos en dos tramos: el primero de 15 años y el segundo de 10 años.

Entre los requisitos para inscribirse al llamado se incluyeron: edad de más de 18 años, ingresos familiares de entre 24 y 75 unidades reajustables (UR), constancia de ahorro de 50.000 pesos, antigüedad laboral mínima de seis meses en caso de desmpeñarse en el sector público y de un año en caso de trabajar para el sector privado o ser profesional independiente, no ser propietario ni promitente comprador de ninguna solución habitacional y no tener incumplimientos vigentes en el Clearing de Informes ni más de cinco operaciones canceladas con atraso.

Felmonisi explicó que, para realizar entre tres o cuatro llamados al año destinados a ciudadanos con perfiles sociales o habitacionales con alta vulnerabilidad, la institución depende del stock existente, es decir, de las viviendas que vuelven al fideicomiso por razones de morosidad o luego de remates frustrados.

La adjudicación de las unidades se realizó en la agencia y fue transmitida en directo a través del Facebook institucional www.facebook.com/AgenciaNacionalDeVivienda

Vivienda y Medio Ambiente

Accesos rápidos